Llegando al encordado a impartir su reglamento, REY BUCANERO, EUFORIA y GRAN GUERRERO mostraron su peligrosidad desde el inicio de las acciones, victimando fuertemente a ATLANTIS, ÁNGEL DE ORO y TITÁN, quienes difícilmente pudieron reaccionar y emparejar la contienda tras someter con “La Mecedora” y una rana a los rufianes. Aunque el encuentro corría parejo, el dominio total se inclinaba para los rudos; pues el Corsario del Amor se encargó de masacrar al ídolo de todos los niños a grado de dejarlo indefenso y con la máscara destrozada, con lo que fácilmente pudo someterlo en rendición a toque de espaldas, llevando a su tercia el triunfo definitivo.

Da clic aquí para visitar el reporte y galería.