Content on this page requires a newer version of Adobe Flash Player.

Get Adobe Flash player

     
ANTECEDENTES

Desde el nacimiento de Jesucristo se marcó el inicio de una nueva era, en la que la humanidad comenzó a experimentar cambios que trataron de darse para tener un mejor modo de vida, el desarrollo de la ciencia y tecnología; las ideologías filosóficas y políticas, hasta las guerras más estremecedoras en el mundo han marcado el Milenio que está próximo a culminar.

En los últimos cien años, el mundo ha sido testigo de muchos sucesos políticos, económicos, sociales y deportivos. Y precisamente hablaremos del acontecido del 21 de septiembre de 1933 cuando en México se fundó la empresa más importante de lucha libre en el mundo, la Empresa Mexicana de Lucha Libre.

Los orígenes de la Lucha Libre en México se remontan a épocas poco sospechadas. Se dice que este deporte fue introducido a nuestro país durante la intervención francesa, en el año de 1863.
En 1910 llegó a México, la compañía del campeón italiano Giovanni Relesevitch al Teatro Principal; ese mismo año llegó al Teatro Colón la del famoso Antonio Fournier trayendo entre sus estrellas al famoso Conde Koma y a Nabutaka. El choque de ambas empresas constituyó un espléndido negocio.
En 1921 arribó a México, Constand le Marin dentro de su compañía presentó al León Navarro que había sido campeón medio de Europa en épocas pasadas. Vino también el rumano Sond y otros. Y dos años después volvió a México trayendo al japonés Kawamula quien junto con el Hércules Sampson, actuó en el Frontón Nacional.
En 1930 vino George Gadfrey, el famoso negro que había sido boxeador, acompañado del Sargento Russell.
De este modo nos hemos referido, aunque someramente, a la que puede ser considerada como la "Edad de Piedra" de la Lucha Libre en México.

 
DON SALVADOR LUTTEROTH GONZALEZ

Recién llegado a la capital, ingresó a la escuela Fray Bartolomé de las Casas en 1907, situada en la calle San Lorenzo (hoy Belisario Domínguez). Después pasó a la escuela de agricultura, pero la muerte de su padre acaecida el 16 de septiembre de 1910 al cumplirse el primer centenario del grito de Dolores lo obligó a buscar trabajo, contaba con apenas trece años de vida.

Su primer sueldo lo obtuvo en un taller de rotograbado en el que trabajaba durante sus vacaciones de la escuela. A los 17 años de edad, Don SALVADOR LUTTEROTH se presentó ante el General de División Lorenzo Muñoz Merino, Jefe de la Escolta del General Alvaro Obregón; para ingresar en la Revolución, tomando parte en varios combates que el General Obregón contra las fuerzas de Pancho Villa, entre otros. Estuvo presente en la Hacienda de Santa Ana del Conde, Guanajuato, en el histórico episodio en el que el General Obregón perdió un brazo. Después del primer combate de Celaya, fue ascendido de Subteniente a Teniente y tres o cuatro meses después, tras la batalla de Trinidad, recibió el grado de Capitán Segundo.

Volvió al ejército hasta el año de 1923 y fue ascendido a Capitán Primero. El 8 de abril de 1924 contrajo matrimonio con la Srita. Armida Camou, una vez casado, Don Salvador pidió licencia ilimitada en el ejército y desde el año de 1924 a 1931, trabajó como inspector de Hacienda. En 1931, vino un cese general de inspectores de Hacienda por lo que tuvo que buscar nuevos horizontes para sus actividades y así decide establecer una fábrica de muebles - La UFA -.
La increíble historia inició el 21 de marzo de 1897 en Colotlán, Jalisco; con el nacimiento del padre de la lucha libre en México y fundador de la Empresa Mexicana de Lucha Libre: SALVADOR LUTTEROTH GONZALEZ. En 1929, siendo inspector de hacienda, presenció un encuentro de lucha libre en el Liberty Hall del Paso, Texas. La imagen de uno de los gladiadores se le había grabado, y era un griego de nombre GUS PAPAS.

La inquietud por introducirse al mundo de la lucha libre fue creciendo día con día y aliándose con don Francisco Ahumada integrarían la Empresa para implantar la lucha libre en México. Para ello, hacía falta contar con un local, por lo que el SR. LUTTEROTH fue a ver a los Sres. Lavergne y a Fitten, empresarios de boxeo en la Arena Nacional (hoy Palacio Chino) sin encontrar una buena respuesta.
En ese tiempo existía la Arena Modelo que estaba prácticamente desmantelada, y el SR. LUTTEROTH se encaminó con el Sr. Víctor Manuel Castillo - propietario - y logró que le rentaran este local, en la que intervinieron luchadores como: CHINO ACHIU, el norteamericano BOBBY SAMPSON, el irlandés CYCLONE MACKEY y el mexicanos YAQUI JOE quienes formaron parte del cartel del 21 de septiembre de 1933.

 

Había que rehacer la arena, ponerle tablones, techarla, y hacer los arreglos necesarios para realizar la función. Apenas llevaba dos funciones, cuando se le presentaron los promotores Laverangne-Fitten, Para advertirle que si no llevaba la lucha libre a la Arena Nacional le quitarían a los luchadores. Don SALVADOR optó por llevarla los jueves a la Arena Nacional; pero sin abandonar la México en la que daba funciones los domingos.
Posteriormente, LUTTEROTH obtuvo un premio de la Lotería Nacional. El sorteo fue hecho el 21 de septiembre de 1934, justamente cuando se celebraba el primer aniversario de la implantación de la Empresa de Lucha. Durante la tarde, Don SALVADOR compró el billete nÏmero 4242 y al hacerse el sorteo por la noche, su cachito salió premiado con 40 mil pesos.

Mas tarde, emprendió la magna tarea de construir el Coliseo, el cual se llevó varios años hasta ser inaugurado el 2 de abril de 1943. Grandes encuentros acontecieron en ese local como la lucha de máscaras entre BLACK SHADOW y el ídolo del momento SANTO, muchos aficionados se quedaron fuera del local, por lo que Don SALVADOR se dió a la tarea de emprender un nuevo reto.

El 7 de octubre de 1954 se despidió la antigua ARENA MEXICO. Iniciándose casi inmediatamente las construcciones para dar vida a un local mas grande, el cual estaría asentado sobre una superficie de 12, 500 mts. y cuya capacidad sería de 17, 678 personas. Bajo la inspección del Departamento del Distrito Federal, el 27 de abril de 1956 se declaró inaugurada la NUEVA ARENA MEXICO por el profesor: Antonio Estopier, Presidente de la Confederación Deportiva Mexicana y Director Nacional de Educación Física.

 

Los Diarios de aquella época, hacían referencia al suceso trascendental para el Deporte en México... entre ellos, el ESTO 27 de abril de 1956: "Hoy abre sus puertas la Nueva Arena México... Por hoy se abrirán las puertas de la majestuosa ARENA MEXICO que será un motivo de orgullo para el México Deportivo... será uno de los mejores locales para espectáculos bajo techo haya en el mundo entero. Con capacidad cercana a los veinte mil espectadores, la NUEVA ARENA MEXICO fue construida aprovechando los últimos adelantos técnicos en la materia y puede asegurarse que todas las localidades estarán aglomeradas".
En esa función intervinieron entre otros: SANTO, MEDICO ASESINO, ROLANDO VERA, BLUE DEMON, GLADIADOR, BOBBY BONALES, GORILITA FLORES, etc.

Dando así, inicio a la época moderna de la lucha libre. Entre los años 40's y 50's se construyeron simultáneamente otras grandes arenas. Tal fue el caso de la Arena Coliseo de Guadalajara, dicha arena adquiere gran importancia pues desde éste recinto han saltado a la fama grandes gladiadores como es el caso de Alfonso Dantés, Angel Blanco, El Loco Zandokan, Puma Vázquez, el Negro Vázquez, La Pantera Etíope, Torbellino Negro. Instituyéndose así, la primer escuela de lucha libre dirigida por el Diablo Velazco.

El pasado 20 de junio la Arena Coliseo de Guadalajara cumplió 40 años con una magna función en la que se registró un lleno total; además de que el 18 de ese mismo mes se inauguró el "Salón del Recuerdo Salvador Lutteroth". En este recinto se ofrecieron grandes encuentros como el de Alfonso Dantés se llevó el cetro nacional semicompleto venciendo a Ray Mendoza, Alberto Muñoz "El Muñeco Tapatío", que fue campeón mundial de peso welter, Pedro "Perro" Aguayo, ex campeón mundial de peso medio. El Solitario, ex campeón mundial de peso semicompleto y medio. El Angel Blanco, ex campeón mundial de peso semicompleto.

 
 
REGRESAR SUBIR